Yara Margarita Leura, Primera Mujer al Frente de la Dirección de Seguridad Pública Municipal

La comandante Yara Margarita Leura Granja es la primera mujer al frente de la Dirección de Seguridad Pública Soledad de Graciano Sánchez e inicia su misión, asegura ella, de recuperar la confianza de la población, porque reconoce que la han perdido, y al mando de 350 elementos.

“En este momento mi proyecto de trabajo es de proximidad social, acercarnos a la sociedad, y que la ciudadanía tenga otra visión de lo que es la policía municipal, por supuesto mantener la seguridad e inhibir los delitos”, indicó.

Narró que su interés por pertenecer a una corporación de seguridad nació desde niña cuando veía pasar patrullas. En un inicio quería ser militar sin embargo no reclutaban mujeres, por lo que opción fue la Policía de Soledad a la cual ingresó en marzo del 2011, en ese momento ella tenía 28 años.

Cuenta que durante estos 10 años en la corporación municipal ha habido un gran avance porque ya hay más mujeres en la policía de Soledad. Mencionó que lo más difícil que ha enfrentado ha sido ver morir a compañeros. «Yo digo que siempre ya desde que te pones el uniforme ya estás corriendo en riesgo”, reconoció la oficial al ser entrevistada en la comandancia de Pavón.

Agregó que “han atropellado compañeros y da mucha impotencia, somos seres humanos y todos sentimos, aunque tengamos este uniforme tenemos sentimientos, es muy triste ver cuando muere un compañero, esa impotencia de ir a ver a su familia para dar la noticia».

Con dos hijas dice también que tiene que sacrificar tiempo con ellas por su demandante labor. «Cuando tengo descanso, aunque créeme que aquí es más el tiempo que estamos trabajando, las veo, están contentas y me reciben contentas, aunque sí es muy difícil ser madre soltera y tener niña adolescente, una de 15 y la otra tiene 5 años». 

Contó que tras 10 años en la institución, fue invitada hace algunas semanas por la alcaldesa de Soledad Leonor Noyola para ser directora de Fuerzas Municipales.

«No me lo esperaba, me agarró de sorpresa porque me dijo me vas a apoyar en la Dirección y no me caía el 20’”.

Mencionó por último que otra de sus metas es atender los problemas y necesidades que tienen sus compañeros, con quienes ahora tienen la difícil misión de recuperar la confianza de la población pero también a seguridad en el municipio.