Rinde Protesta Alejandro Zermeño como Rector y del Villar Entrega Informe de la UASLP

 

Este jueves el Consejo Directivo Universitario realizará tres sesiones, dos de ellas de mayor importancia, el informe de Fermín del Villar y la toma de protesta del nuevo rector de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí, Alejandro Javier Zermeño Guerra, quien se comprometió a realizar cuatro acciones inmediatas.

Responder inmediatamente a la incertidumbre sobre los procesos administrativos de preinscripción, inscripción, examen de admisión y continuidad de las clases del semestre actual.

Atender puntualmente el acuerdo para la entrega recepción de los recursos de la UASLP, para transparentar el uso y aprovechamiento de los capitales financieros, materiales y humanos, con el compromiso de rendir cuentas a la comunidad universitaria y a la sociedad.

Revisar tabuladores de sueldos y salarios, nombramientos y recategorizaciones del personal administrativo emitidos en los últimos meses, para verificar el apego a la normativa vigente y a los compromisos de austeridad y buen manejo de los recursos.

Y transparentar los procedimientos administrativos de adquisiciones de bienes y obras para no dar lugar a obscuridad en los expedientes relativos, así como asegurar que los contratos y proveedores que han dado servicio a la Universidad hayan cumplido con los requisitos mínimos de adjudicación y/o licitación para evitar la malversación de fondos y las prácticas de corrupción.

Este es el documento íntegro a la comunidad universitaria, del nuevo Rector de la UASLP:

San Luis Potosí, abril del 2020.

A LA COMUNIDAD UNIVERSITARIA.

Me dirijo a ustedes con el respeto que la Universidad merece y con el más sentido  espíritu universitario; el día de hoy hablo para agradecer la distinción que el Consejo Directivo Universitario ha tenido hacia mi persona al designarme Rector de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí (UASLP). Compromiso que adquiero con responsabilidad y con orgullo.

Desde que formo parte de la comunidad UASLP y hasta ahora con más fuerza, he procurado desempeñarme con los valores y principios que dicta nuestro Estatuto Orgánico y todos aquellos acuerdos y lineamientos que rigen la normativa universitaria.

Hoy más que nunca y como así lo he venido expresando, considero prioritario hacer frente a algunos temas que forman parte de la agenda pública en la vida de nuestra institución y que son vitales para alcanzar los fines que desde sus inicios persigue; es por eso que reitero la más firme intención de comprometerme con lo siguiente:

  1. Dar respuesta inmediata a la incertidumbre sobre los procesos administrativos de preinscripción, inscripción, examen de admisión y continuidad de las clases del semestre actual. Esto, en estricto apego a las recomendaciones y líneas de acción dictadas por la Secretaria de Educación Pública, a través de la Subsecretaría de Educación Superior, así como de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES).
  2. Atender puntualmente el Acuerdo para la entrega recepción de los recursos de la Universidad, con el fin de comenzar una administración que tendrá entre sus banderas la de transparentar el uso y aprovechamiento de los capitales financieros, materiales y humanos, con el compromiso de rendir cuentas a la comunidad universitaria y a la sociedad a la que nos debemos.
  3. Revisar con detenimiento los tabuladores de sueldos y salarios, así como los nombramientos y recategorizaciones del personal administrativo que fueron emitidos en los últimos meses, para verificar que se hayan otorgado en estricto apego a la normativa vigente y a los compromisos de austeridad y buen manejo de los recursos.
  4. Transparentar los procedimientos administrativos de adquisiciones de bienes y obras para no dar lugar a obscuridad en los expedientes relativos, así como asegurar que los contratos y proveedores que han dado servicio a la Universidad hayan cumplido con los requisitos mínimos de adjudicación y/o licitación para evitar la malversación de fondos y las prácticas de corrupción.

Es mi responsabilidad y la de los funcionarios que habrán de acompañarme en mi gestión como Rector de la máxima casa de estudios en el estado, garantizar los principios de acceso a la información, rendición de cuentas y transparencia proactiva sobre cómo se administran los recursos financieros para que, en todo momento sean destinados en pro de las funciones sustantivas de la Universidad.

Los alumnos, los profesores, los investigadores y nuestro personal administrativo, de la mano de sus respectivos sindicatos, así como todo el personal de confianza de la administración, serán prioridad en mi gestión al frente de la Institución. Reitero el compromiso que adquirí para con ellos desde que decidí presentar mi candidatura al cargo que habré de protestar con el fiel cumplimiento del deber. Siempre Autónoma por mi Patria Educaré.

ALEJANDRO JAVIER ZERMEÑO GUERRA.

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.