Área del Bosque de La Primavera Disminuye por Incendios

Bosque de la Primavera es una área de protección de flora y fauna situado en el centro del estado de Jalisco que enfrenta múltiples amenazas que afectan severamente su estado de conservación, es preocupante ya que es la principal fuente de oxígeno de la zona metropolitana de Guadalajara.

Incendio en Bosque de la Primavera

Los incendios de los últimos años consumieron cientos de hectáreas de esta área natural y los organismos, mecanismos e instrumentos de gestión del bosque no son eficaces para su conservación.  Por esta razón, se considera urgente e inaplazable implementar acciones coordinadas entre distintos niveles de gobierno a través de estrategias y políticas públicas encaminadas a modificar la tendencia de degradación del parque.

Todavía hay tiempo, pero la ventana de oportunidad es cada vez más cerrada. Si se quiere realmente pasar del discurso a las acciones se considera primordial iniciar las siguientes labores dentro del área forestal:

1- Generar una Zona de Amortiguamiento y Transición que identifique y gestione el valor ambiental y patrimonial en las colindancias del bosque y que controle y regule las amenazas que sufre el polígono protegido por el crecimiento de la ciudad.

Es fundamental un enfoque que integre procesos de gobernanza ambiental en las comunidades que forman parte del territorio conocido como Anillo Primavera, así como la armonización de las herramientas de ordenamiento territorial estatales metropolitanas y municipales, desde una visión que permita entender la Zona de Amortiguamiento y Transición desde las escalas regional y metropolitana. Así mismo considerar los lineamientos planteados por la UNESCO para Zonas de Amortiguamiento y Transición de Reservas de Biosfera en los Planes de Acción de Madrid y de Lima.

2- Implementar una estrategia coordinada entre los municipios colindantes (Zapopan, Tlajomulco, Tala y El Arenal) en conjunto con el gobierno del estado, para declarar los corredores biológicos como áreas naturales protegidas y establecer criterios para la protección de las zonas de absorción de agua cercanas al bosque.

3- Programa de veda de fraccionamientos y corredores industriales colindantes directamente con el bosque.

4- Para la actualización del programa de manejo se requieren establecer estudios de capacidad de carga por cada uno de los polígonos creados en la zona. También estudios de impacto ambiental de las actividades actualmente autorizadas.

5- Con base en los estudios de capacidad de carga, crear una política pública que permita cerrar el acceso al bosque con fines recreativos por temporadas, para permitir su recuperación y elaborar un programa de visita consecuente con la conservación.

6-Eliminar de forma definitiva el polígono de uso especial en el programa de manejo que da pie a la geotermia.

7-Establecer un programa de pago por servicios ambientales.

Es imperante implantar acciones coordinadas para reducir la especulación inmobiliaria a la que se enfrenta el bosque, solamente de esta manera podremos revertir las amenazas en el área. Por lo que hacemos un llamado a las autoridades de Guadalajara para que atiendan estas peticiones.