Milpillas, Cementerio Covid-19

El cementerio de Milpillas se ha convertido en un espacio pra los muertos por coronavirus desde inicios de la pandemia y ante el incremento en el número de decesos, la Dirección de Servicios Municipales, inició la construcción de 100 nuevas fosas,luego de que del primer centenar excavado, quedan tres disponibles.

El responsable de esa área capitalina, José Luis Zamora Valero, hizo un llamado a extremar los cuidados para evitar el contagio de la enfermedad, ya que desafortunadamente se ha registrado un aumento en la solicitud de servicios de inhumación por coronavirus.

Informó que en los otros dos panteones municipales – Saucito y Españita -, se prestan los servicios normales y se cuenta con espacios, debido a que también se ha registrado un crecimiento en lo que respecta a la cremación, es decir, que cada vez más deudos optan por la incineración.

En este aspecto, Zamora Valero, dio a conocer que en cuestión de días se pondrá en servicio el horno crematorio en el Panteón de Milpillas, con lo que se aprovecharán mejor los espacios disponibles.

Explicó que solamente falta un equipo complementario, que se puede conseguir localmente, para que el Ayuntamiento pueda ofrecer los servicios de cremación.

Con respecto a la capacidad para construir nuevas fosas en caso de que fuera necesario, explicó que en el Panteón de Milpillas hay espacio suficiente, aunque se espera que no se requiera gracias a la que población extremará precauciones ante la pandemia que persiste.