Beneficios de la Actividad Física y Entrenamiento

Mantenerse activo realizando entrenamientos en el gimnasio y cualquier otra actividad física, tiene grandes beneficios para la salud, tanto a nivel físico como mental, además se dice que esto podría darte muchos más años de vida.

Según la OMS, la inactividad física es una de las principales causas de mortalidad a nivel mundial, de hecho se le ha atribuido en 6% de los fallecimientos, ya que esto puede causar enfermedades como la diabetes, cardiopatías y algunos tipos de cáncer, así que no lo pienses más y comienza desde ya a ejercitarte.

Con la reapertura de gran parte de los gimnasios en México, luego de varios meses de confinamiento, es el momento de que retomes tus entrenamientos, eliminando el sobrepeso y volviendo a tu rutina; los gimnasios Cd. Juárez de Smart Fit son unos de los que se encuentran en funcionamiento.

Allí puedes entrenar en las áreas de cardio y peso libre e integrado, lo que te ayudará a recuperar la masa muscular perdida, y aprovechar los muchos otros beneficios de hacer actividad física, de los que hemos recopilado la información necesaria para ti.

¿Qué beneficios tiene la actividad física?

Te ayuda a adelgazar saludablemente

Hacer ejercicio y mantenerte activo, te ayuda a quemar calorías, previniendo el exceso de peso y ayudándote a adelgazar si tienes unos kilos de más. Realizar ejercicio regularmente hace que aumente la tasa metabólica, lo que hace que puedas quemar más calorías sanamente.

Si combinas ejercicio aeróbico con entrenamiento de resistencia, podrás perder grasa y mantener tu masa muscular a un nivel adecuado, esto te ayudará a no volver a aumentar de peso.

Disminuye el estrés

Con el pasar de los años se ha demostrado que el ejercicio hace que tengamos un estado de ánimo más positivo, disminuyendo el estrés, la ansiedad y la depresión, gracias a que se liberan hormonas como la serotonina y noradrenalina, que calman los sentimientos depresivos.

Haciendo actividad física lograrás que tu cuerpo produzca más endorfinas, lo que ayuda a que tengas sentimientos positivos y se reduzcan los dolores, no importa cuál sea la intensidad de tu entrenamiento, con solo realizarlo ya te comenzarás a sentir mucho más relajado y feliz.

Aumenta la inmunidad

Mantenerse activo y haciendo ejercicios regularmente, ayuda a que tu sistema inmunológico se fortalezca, además de prevenir enfermedades como la diabetes o la hipertensión arterial, ya que el ejercicio regula la sensibilidad a la insulina y la capacidad cardiovascular.

Es tan beneficioso mantenerse en movimiento, que incluso esto contribuye a evitar enfermedades neurodegenerativas, ya que la salud cerebral va relacionada con la salud cardiovascular, así que la actividad física es la mejor aliada para cuidar el cerebro, mejorando la memoria y el funcionamiento del mismo.

Tener una rutina de entrenamiento, te ayuda a combatir la artritis y algunos tipos de cáncer, como el de mamas o el de colon. Sin dejar de lado, que puede regular los niveles lípidos en la sangre, así que al realizar ejercicio, estas evitando gran cantidad de enfermedades, de una manera sencilla.

Define los músculos

La actividad física aumenta la masa muscular, fortalece las articulaciones y hace que con la disminución de la grasa, tengas mucho más definidos todos los músculos de tu cuerpo.

Gracias al impacto que tiene la actividad física en los músculos, esto hace que tu corazón se fortalezca, impulsando más cantidad de sangre, con toda la fuerza que necesita, por eso trae grandes beneficios para el sistema cardiaco, disminuyendo las enfermedades coronarias.

También mejora la densidad ósea, previniendo problemas a futuro, como es el caso de la osteoporosis. De igual manera, las articulaciones ganan más elasticidad, lo que te dará mejor seguridad en tus movimientos y mejorará tu resistencia.

Ayuda a dormir mejor

Tener un entrenamiento al menos 3 veces por semana, te ayuda a relajarte y por ende dormirás mucho mejor, ya que el agotamiento de energía que te produce la actividad física, estimula también el proceso de recuperación de sueño.

Expertos dicen que el aumento de la temperatura corporal, producida por la actividad física, ayuda a mejorar la calidad del sueño y bajarla al dormir.

Mejora la salud de la piel

El ejercicio moderado y regular, ayuda a producir más antioxidantes naturales, protegiendo así las células de la piel y estimulando el flujo sanguíneo, lo que hace que se retrasen los signos de envejecimiento en la misma.

Promueve la socialización y recreación

Te ayuda a ser más sociable, ya que puedes entrenar en compañía, crear equipos y participar en actividades grupales, que favorezcan el contacto con otras personas. Lo mejor es que son muchas las actividades que se pueden hacer, con las que puedes divertirte, al mismo tiempo en el que te pones en forma.

Mejora la vida sexual

El ejercicio mejora el rendimiento sexual, el placer e incluso la frecuencia, muchos expertos afirman que también ayuda a experimentar orgasmos con mayor frecuencia.

Todos estos beneficios son los que se obtienen cuando se realizan actividades físicas con frecuencia, así que no esperes más y disfruta de todas estas ventajas.