Calles Potosinas, Centros de Trabajo de Niños en la Pandemia

Las imágenes de niños pidiendo monedas en las principales avenidas de la capital potosina cada vez son más frecuentes. La difícil situación económica a causa del Covid-19, sumado a que los menores no han ido a clase durante los últimos cuatro meses, ha provocado que un mayor número de menores salgan a las calles a vender algún producto para ganarse unas monedas.

Ya sea haciendo malabares, tocando algún instrumento musical, limpiando parabrisas o vendiendo chocolates o chicles, muchos niños no mayores incluso a los 10 años, tratan de hacerse de algo de dinero que piden a los automovilistas.

En cruceros de avenidas como Himno Nacional y Mariano Jiménez, en Salvador Nava y Santos Degollado o Himno Nacional y 18 de marzo, es común observar durante todo el día a menores sin sus padres pidiendo dinero, con el riesgo que ello implica de algún atropellamiento.

De forma cíclica, durante los periodos vacacionales incrementa el número de menores pedigüeños, a lo cual ahora habrá que sumarle la difícil situación económica por la que atraviesan miles de familias ante los recortes de salarios y despidos laborales a causa del coronavirus.

De acuerdo a los últimos datos del INEGI, un total de 55,300 personas de 5 a 17 años en San Luis Potosí, trabajaron en un empleo no permitido durante el último año. De la cifra anterior, el 37.5% no recibió un ingreso monetario; de esos 55,300 menores de edad que trabajaron, el 27.1% lo llevó a cabo durante más de 36 horas.

Si desea suscribirse a nuestro canal de Telegram, sólo de click aquí!