Casa del Migrante Potosina, Una de las Dos que no Cerró durante la Pandemia en México

La casa del migrante que se ubica en San Luis Potosí fue una de las únicas dos en todo el país que decidieron no cerrar sus puertas por la pandemia del Covid-19, el resto hizo lo contrario incluso desde la aparición de los primeros casos en México.

Su director Rolando Maldonado, apuntó que «la gran mayoría de las casas están cerradas, algunas solo dando comida y no permiten los ingresos, solamente una de Celaya y aquí en San Luis permanecemos abierto, las demás están cerradas».

Detalló que desde el mes de abril, se redujo en casi un 70 por ciento el flujo de personas por este lugar, incluso hubo meses donde atendieron a únicamente 350 migrantes.

«Se ha reducido bastante, por ejemplo en marzo cuando no había muchos casos llegamos a atender hasta 1,200 personas, pero a partir de abril atendimos apenas a 350 migrantes por mes».

Enfatizó que para mantener abierto todo este tiempo han tomado algunas medidas para proteger al personal de la casa del migrante, además de los propios centroamericanos que solicitan comida y un lugar para dormir.

Agregó que «queremos que siempre haya alguien de servicios de salud aquí en la casa para atenderlos al momento en el que llegan, nunca nos han dado indicaciones de cerrar por parte del Gobierno por eso continuamos trabajando».

Dijo que afortunadamente hasta el momento no han detectado algún caso de coronavirus en los migrantes que siguen cruzando por este lugar.