¿Y después de San Valentin qué?

Aún quedan rosas, claveles, gerberas u orquídeas en floreros o jarrones en varios hogares de nuestro país como vestigios de un 14 de Febrero, sus dueñas hacen esfuerzos, comparten recetas de como alargar su vida y quieren prolongar al máximo esta huella de una muestra de amor, de cariño o quizá de una esperanza de concretar un noviazgo o futuro matrimonio.

Chocolates de marcas conocidas, algunos tal vez refrigerados para degustarlos poco a poco, osos de peluche, globos con el helio a punto de extinguirse que ya no pueden volar, y cada vez menos cartas o notas con textos breves que expresan sentimientos de amor.

Sin embargo los noticieros no hablan de amor; múltiples reportes de mujeres, niños y hasta bebés han desaparecido, algunos encontrados, otros circulan velozmente a través de las redes sociales en espera de un feliz resultado, pero muchos casos tristemente han sido localizados con la antítesis de la felicidad y el festejo, la muerte es ahora su morada, pero el estar muerto no es lo peor, lo verdaderamente graves es la forma, la crueldad a que se sometieron a las víctimas.

Cada vez más y esto es verdaderamente alarmante, se incrementan más casos de desapariciones que van acompañadas de muertes violentas, precedidas de tortura, maltrato y que reflejan las condiciones de dolor en magnitudes inimaginables que tuvieron que sufrir las víctimas. La mayoría son del sexo femenino y niñas como Fátima, adultas como Ingrid, nos demuestran hasta donde la maldad humana ha avanzado, hasta donde las acciones más terroríficas se han perpetrado en estas mujeres de todas edades, la realidad supera en demasía a la fantasía, ninguna película de terror puede compararse con lo que se han ensañado con estos seres que nada hicieron para merecer ese trágico final.

Como sociedad hemos fallado y estamos fallando, hemos sacado a patadas los valores de nuestras casas, las familias deben ser el lugar donde se formen bellos sentimientos y pensamientos, la escuela donde se reafirmen y los sistemas de justicia que cumplan las leyes que nos defiendan y protejan en su debido momento.

El no reestructurar las penas a violadores y asesinos, la falta de cumplimiento y el seguimiento correcto hasta llevar a la cárcel a los responsables de tales crímenes está creando un hoyo negro donde quien amenaza, después agrede y hasta mata.

La edad criminal debe modificarse y bajarse a 15 o 16 años, el acceso a información virtual de todo tipo está dando malas ideas a nuestros niños y adolescentes de como convertirse en un practicante de bullying, un ratero o integrante de alguna banda del crimen organizado.

Nuestro sistema de justicia tiene muchas deficiencias que permiten salgan libres delincuentes a punto de ser procesados por no saber armar bien un expediente y entibiar una acusación hacerla tan débil que un abogado con más astucia logre sacar a los malhechores.

Falta hacer campañas de difusión contra la violencia, desde edades tempranas acordes a la edad de los niños para que vayan identificando los tipos de agresión y violencia a los que pueden exponerse en sus vidas; así como también las sanciones a los que se hacen acreedores si en un futuro delinquen.

Conoce a tu hija o hijo, investiga cuáles son sus intereses, sus deseos a la par de sus miedos y sus debilidades, estas te darán una pauta para poderlo apoyar al máximo y sobre todo…Atrévete, no tengas miedo de lo que vayas a encontrar, a nadie nos dan cursos de padres al casarnos, vamos aprendiendo sobre la marcha pero si podemos obtener muchos progresos, solo da el primer paso.

La buena comunicación entre familia y la información correcta a tiempo y dada por los padres de familia, puede ser un arma muy poderosa. Habla de todos los temas, de sexo, de religión de seguridad, de riesgos así como de cosas positivas que sean la contraparte de esos problemas.

Sé el primero en la vida de tus hijos, adelántate y platica sobre lo que está pasando, no creas que porque tú no ves redes sociales o noticias tus hijos harán lo mismo. Nada que ver, están más y muy mal informados la mayoría de las veces. Hay muchos youtubers que son amos de tus hijos, influencers que carecen la mayoría de las veces de educación y la preparación para ser un buen modelo a seguir no permitas que te roben su atención, su tiempo y hasta tu cariño, actúa y pon remedio. Sé tu el líder y trabaja en enmendar tus errores y potenciar tus virtudes, sé un buen y congruente ejemplo.

Lo más importante: hazlo tú, no delegues tu responsabilidad, nadie querrá más a tu hijo ni lo cuidará como tu mismo. Trabaja en equipo con otros padres de familia y platica con sus maestros puedes llevarte grandes sorpresas.

Enseña a tus hijos a amarse, a valorarse y a protegerse y señala todos los focos rojos que puedan ponerlos en situaciones de peligro para que reaccionen y puedan salvarse a tiempo.

El 14 de Febrero es un festejo sumamente efímero, el amor y la amistad no caducan ni se tiran como envolturas de regalo que ya no sirven.

Nunca olvides que el amor no llega por sí solo, el amor se construye y también se reconstruye.

La familia es un regalo de vida por el que siempre tenemos que luchar.

@omm_ruth

RUTH CONTRERAS OBREGÓN / Detrás del Teclado / San Luis Potosí, S.L.P. / Febrero 19 de 2020.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.