Era Digital, TIC y Redes Sociales

  • El error de hacer solo ciberactivismo y olvidarse de las calles.

La Era Digital en la que vivimos nos sitúa en un punto de inflexión importante entre un cambio de paradigma de los medios tradicionales de comunicación hacia otros completamente nuevos en los que continuamente seguimos explorando y descubriendo. Por tal motivo, la Era Digital ha derivado en la creación de espacios y foros que cuestionan las lógicas organizativas anteriores a esta era, las cuales, se veían completamente jerarquizadas de manera vertical, y no horizontal como lo es ahora, y muy importante resaltar que hoy no existen liderazgos claros sobre quien se encuentra al frente de los movimientos sociales gracias a ello.

Partiendo de lo afirmado en un inicio, las redes sociales y las TIC juegan un papel relevante hoy en día en la articulación, organización, trascendencia y poder de convocatoria de un movimiento social. Sin embargo, hay que tomar en cuenta algunos factores como lo es que el ciberactivismo no se traduce necesariamente en una participación física dentro de la toma de espacios públicos, y que aunque el ciberespacio es una extensión de los espacios físicos, no logran el mismo impacto que una toma de calles, plazas o carreteras.

Lo anterior debido a varios factores, entre ellos, la brecha digital sigue siendo una barrera importante en los esquemas que desean usar las redes sociales o las TIC como únicos entes articuladores para un movimiento social, y que por supuesto, no tendrá el mismo impacto o penetración en un país o una región como África o América Latina a una región como Europa, en donde la conectividad es ampliamente mayor. Es por ello, que el ciberactivismo (aunque sí genera presión) si se quiere usar como único mecanismo de protesta, hoy en día aún no tiene la misma potencialidad que la toma de los espacios físicos.

En los próximos años veremos a los gobiernos endurecer sus políticas en cuanto a lo cibernético y todo lo relacionado a las TIC, y con ello es probable que la privacidad de todos nosotros que usamos el internet y las redes sociales sea cada vez más reducida en un afán de los Estados a seguir manteniendo entre otras cosas, la gobernabilidad y el apaciguamiento social y de protesta. Por ello, es tan importante que situaciones como la de Hong Kong en donde miles de protestantes usan las TIC para salvaguardar su identidad, o casos como el de Puerto Rico en donde hubo una fuerte combinación entre ciberactivismo y activismo como tal en la toma de espacios públicos, ponen en evidencia la creatividad del ser humano en manejar esquemas colaborativos, regresando hacia sistemas de cooperación entre grupos de personas, pero con la diferencia del poder que nos ha brindado la tecnología y sin olvidarse, que el mejor mecanismo de protesta social, sigue siendo, salir a las calles.

TW: @alexsol26

ALEJANDRO SOLCHAGA / Contraposición / León, Guanajuato. / Noviembre 23 de 2019.

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.