Inicia el Combate por los Parquímetros

El ayuntamiento de la capital podría verse obligado a cubrir una indemnización millonaria en favor de la empresa BlinKay encargada del manejo de la aplicación IParkMe, por daños y perjuicios en caso de que la administración de Xavier Nava Palacios decida rescindir el contrato que mantiene para la operación de la plataforma que administra el sistema.

En rueda de prensa el apoderado legal José Mario de la Garza Marroquín y la directora de la empresa en México Ana María Landero, dieron a conocer además, que este mismo lunes interpusieron ante un juzgado federal, un amparo para asegurar que las cosas permanezcan igual , es decir que se garantice el cumplimiento del contrato hasta en tanto el ayuntamiento de la capital aclare vía transparencia los dichos respecto al rompimiento de la relación contractual, pues a pesar de que no se llevó a cabo una renovación del contrato en este 2019, la empresa sigue previendo al ayuntamiento el manejo operativo de la plataforma, además de que la autoridad capitalina no ha notificado a la empresa su intención de no continuar pagando por la aplicación.

De la Garza Marroquín fue enfático al señalar que no existe una falta de transparencia de parte de la empresa que administra la plataforma, pues exhibe claramente operaciones, montos y el porcentaje de usuarios que se manejan a través de la aplicación que IParkMe que es del 7 por ciento respecto al total de los ingresos que se reportan por el uso de parquímetros.

“Estamos de acuerdo si quieren iniciar un procedimiento de rescisión, pues venga como lo marca la ley, consideramos que la falta de transparencia no es causal, porque la transparencia está operando y si el ayuntamiento tiene otras que nos las diga por escrito, para nosotros contestar y ahí que se determine una decisión por parte de los tribunales y que éstos definan si procede una rescisión y el pago por daños y perjuicios”, concluyó.

Más tarde el Ayuntamiento de la capital ofreció una rueda de prensa a través del tesorero municipal Rodrigo Portilla Díaz e Ignacio Ramírez Diez Gutíerrez, director de ingresos, quienes afirmaron que no existe un contrato establecido con la empresa firmado por la actual administración y en consecuencia se argumentó que la prestación del servicio se mantuvo para no afectar a la ciudadanía, pero advirtieron que se hará una valoración legal para notificar a la empresa que la administración capitalina no desea mantener sus servicios.

De igual forma el tesorero Rodrigo Portilla aseguró que la empresa “se cobró a lo chino” haciendo un descuento porcentual por cada operación realizada a través del sistema, además desmintió que haya existido una información abierta y transparencia respecto de los usuarios e ingresos que reportaba la plataforma.

Pidió el tesorero municipal a la población no usar la aplicación haya en tanto la administración capitalina haya definido a un nuevo proveedor para que preste el servicio.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.