66 Años de la Procesión del Silencio en SLP

Con pasos de luto, descalzos, encadenados y al ritmo de tambores, cientos de hermanos cofrades caminan a lo largo del Centro Histórico potosino recordando la pasión y muerte de Cristo y el dolor de Nuestra Señora de la Soledad, que este 2019 cumplen 66 años de la celebración de la que es considerada como la segunda Procesión del Silencio más importante del mundo.

En punto de las 20:00 horas inició el cortejo procesional de cada viernes santo, las cofradías que representan el viacrucis y los misterios dolorosos del rosario, desfilaron por las principales calles del centro potosino, con miles de espectadores que esperaron el espectáculo religioso más importante de San Luis Potosí.

Niños, mujeres y hombres durante horas caminan siguiendo un protocolo que es tan firme como la fe con la que forman parte de una tradición potosina. Y mientras los tambores y las trompetas retumban por las calles de la ciudad, líderes y fieles a la causa pagan sus penas, cargando entre una y dos toneladas de peso de imágenes religiosas durante poco más de dos kilómetros, que a decir de los hermanos, no es nada comparado con el peso de sus penas que día a día cargan en el alma.

Más de 20 cofradías con 15 imágenes religiosas recorren durante más de dos horas, lugares emblemáticos del centro potosino, como Plaza del Carmen, el Jardín de San Francisco, la Capilla de Aranzazú, los arcos del Palacio Ipiña, los palacios Municipal y de Gobierno hasta regresar al Templo del Carmen, en donde respiran y llorando terminar un viacrucis que solo el Señor entiende y consuela por el caminar de año con año en su espalda. Así es la Procesión del Silencio en San Luis Potosí.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.