Minuto a Minuto

San Luis y el mundial

Según los sabios preceptos de las redes sociales, ayer fue el mejor día del padre, pues aunque aún no se resuelve el misterioso paradero de la ascendiente del “sol”, la Selección Mexicana derrotó por un gol a cero a la Selección Alemana, con todas las horas posteriores dedicadas al análisis de si es hasta hoy el logro más grande de la escuadra azteca o no, sin duda creo sin temor a equivocarme que los papás tuvieron un domingo un poco más festivo de lo normal para la celebración de esa responsabilidad, que para mí sin duda es un privilegio serlo y una verdadera bendición el tener un padre como el que yo tengo.

Ya pasada la euforia futbolera y seguramente festejando al mentor más cercano que se tuviera a la mano para comer con alegría ¿y por qué no? brindar en torno a los acontecimientos emotivos recientes, resulta que en nuestro amado pueblo se soltó un pertinaz lluvia, que amenazó inicialmente con cara de tormenta y al final fue un aguacero permanente durante toda la tarde y hasta quien sabe qué horas de la madrugada, las benditas redes sociales estuvieron dando testimonio de cómo se anegó la ciudad, nada nuevo para nosotros el cierre de esas vialidades que siempre se cierran, también se constató de nuevo la socarronería de algunos potosinos en transitar por esas vías y después hacer uso de los sistemas de emergencia para salvar al pellejo aunque el vehículo se pierda, ahí sí ni cómo defender a los eternos imprudentes, lo lamentable era ver fotografías de muchas colonias donde el agua reconoció su cauce y entró a muchísimas viviendas dañando muebles y variadas posesiones de sus moradores, lamentable en verdad, por lo que circuló en redes, la mayoría hogares sencillos que sin duda y si logran rescatar parte de sus bienes, el día de hoy arranca un nuevo reto para tratar de recuperar las cosas.

Hemos leído y escuchado desde hace varios años las razones por las cuales la Ciudad se convierte en un caos apenas empieza a tronar el cielo, la pésima traza o planeación del primer cuadro del pueblo, las zonas que siempre han sido inundables y que no obstante se pavimentaron y crearon desarrollos habitacionales, la construcción y pavimentación de las zonas altas que provocan la inhibición de la absorción de la lluvia en el suelo y provoca un deslizamiento pluvial descomunal, los insuficientes colectores pluviales, las lluvias atípicas, el cambio climático, ojo, la escasa cultura cívica de no tirar basura por la calle y la lamentable corrupción que se menciona en todos los órganos y niveles del Estado, los permisos otorgados sin respeto o desobedeciendo arteramente los Planes Municipales de Desarrollo, los Atlas de Riesgo, el plan Municipal de Centro de Población que duerme el sueño de los justos por cierto, las autoridades que deben velar por las normas ambientales, las autoridades de Protección Civil, los sistemas operadores de agua y sus estrategias de saneamiento y mantenimiento, los Congresos al momento de autorizar cuentas públicas y aprobar presupuestos, la imperiosa necesidad de direccionar recursos y esfuerzos de manera adecuada, es un problema global, aquí ninguno se escapa, es lamentable que esas cosas pasen y quien más las padezca sean precisamente los potosinos que se encuentran en situación de mayor apremio, dice un compadre a quien aprecio mucho, “pobre del pobre que al cielo no va, lo friegan aquí y lo friegan allá”, abrazo Beco.

No es solazarse de las desgracias y mucho menos descubrir el hilo negro, a propósito del inusitado resultado contra la maquinaria teutona, esa generación de futbolistas mexicanos que desde hace algunos años se ha venido mencionando como una generación excepcional, que llega a este mundial con la menor expectativa que yo recuerde, con una serie de feroces críticas que no les auguraban la menor posibilidad en el primer juego del mundial, se plantan, ponen la cara y trabajan, demuestran nivel, talento y sobre todo personalidad, ¿es casual? Creo que no, tampoco fue un programa oficial o institucional exitoso, una gran gestión de las autoridades, la inspiración de un caudillo, una imagen, una novela, o todas esas barbaridades de las que nos reímos el domingo, que nos sirven para el chacoteo, pero no, es un tema con dos constantes que se llaman educación y actitud, mi San Luis Potosí muchas veces ha demostrado ser un pueblo comprometido y crítico, necesitamos tener la personalidad y autoridad que tenemos de potosinos y exigir a nuestras nuevas autoridades que llegaran este año, que urge, en verdad urge, una nueva forma de hacer las cosas en la vida pública de nuestro Estado y esto va para todos los que hoy andan de amorosos y simpáticos sacándose fotos en todos lados, llegando a trabajar y a dejar de lado los colores, porque nuestra patria chica ya no aguanta más y nuestra gente lo merece, más quienes más lo necesitan.

HUITZI ORTEGA PÉREZ / Tepantlahtoani / San Luis Potosí, S.L.P. / Junio 19 de 2018.