Minuto a Minuto

Brindan Atención Médica y Apoyo a la “Abuelita Peregrina”

La Dirección de Protección Civil Municipal brindó atención médica y de acompañamiento en su trayecto por nuestro municipio a Emma Morosina, la “Abuela Peregrina”, mujer italiana de 94 años de edad, con residencia en Argentina y una gran fe por la Virgen de Guadalupe, que la ha llevado a peregrinar por nuestro país hasta llegar a su Basílica Mayor en la Ciudad de México.

Paramédicos destacados en la Delegación de la Pila la acompañaron mientras caminaba por la Carretera 57 rumbo a la ciudad de Querétaro, ciudad a la que espera llegar este sábado, después de aproximadamente cuatro semanas, cuando inició su recorrido desde la ciudad de Monterrey, Nuevo León.

Al llegar al entronque de La Pila, los paramédicos le ofrecieron realizar una revisión médica general, para evaluar su condición física a través de sus signos vitales y conforme a sus 94 años de edad, cumplidos el pasado 8 de enero; pero para sorpresa de todos, la “Abuela Peregrina” goza de una excelente condición física y salud, acompañada de un excelente sentido del humor.

Posteriormente, en amena charla con brigadistas municipales, dio a conocer que es su cuarta visita a nuestro país movida por la fe a la virgen de Guadalupe, que le inculcó el propio Papa Francisco cuando lo conoció hace casi tres años; la italiana tiene más de 25 años de peregrinar por diferentes países, entre los que destacan Portugal, España, Polonia, Israel y Brasil, buscando los santuarios más emblemáticos para rezar por la paz mundial, la unión de la familia y la protección de los jóvenes.

La abuela Emma, nacida en Castiglione delle Stiviere, una localidad de la provincia de Mantova, en el norte de Italia, parte cada día a las 6:30 horas para caminar durante toda la mañana, llevando consigo sólo un carrito con una pequeña valija y un paraguas, junto a un chaleco para que pueda ser vista por los automovilistas y su gorro de exploradora para protegerse del sol.

Su alimentación es básicamente vegetariana y en sus pertenencias sólo lleva leche, jugo, agua y pan. Las frutas y verduras que consume diariamente las consigue a través de donativos o las compra en los pueblos a los que llega. La abuela contó a los brigadistas que camina durante el día trayectos más cortos y descansa en hospedajes de los pueblos o ciudades donde la anoche la encuentra.

La “Abuela Peregrina” abandonará esta tarde nuestro municipio, por la ruta de la Carretera 57 con rumbo a la Ciudad de México, donde espera encontrarse con la Virgen de Guadalupe, pero en el trayecto seguirá llevando el mensaje de paz que desde hace más de 25 años la mueve por todo el mundo.