LO DESTACADO

Diputado propondrá que el periodo de precampaña dure 45 días

j-guadalupe-torres-sanchezCon el fin de reducir los tiempos de precampaña para Gobernador del Estado, diputados locales y ayuntamientos, el diputado del PRD J. Guadalupe Torres Sánchez presentará una iniciativa para que la precampaña sea de 45 días.

La iniciativa que presentará el próximo 23 de febrero en sesión ordinaria, pretende reformar el artículo 343 de la Ley Electoral del Estado de San Luis Potosí, que establece que la duración de los tiempos de precampaña para Gobernador del Estado, pueda desarrollarse dentro del período que va del 15 de diciembre del año anterior al de la elección, al 15 de febrero del año electoral.

En tanto que a Diputados y Ayuntamientos, se propone que esa etapa inicie el 1 de enero y concluya el 15 de febrero del año de elección, con una duración de 30 días, en lugar de dar inicio el quince de noviembre del año previo al de la elección.

El legislador explica, en su exposición de motivos, que “no debe perderse de vista, que el disminuir el tiempo de duración de las precampañas, arroja como consecuencia lógica el reducir el costo de la democracia, ya que serían menos recursos los utilizados para promocionar la imagen y plataforma política del precandidato, motivo adicional para que se declare procedente esta idea legislativa”.

Agrega que al tener la posibilidad legal de iniciar precampañas desde el 15 de noviembre del año anterior al de la elección, induce e incita a los interesados, en generarse condiciones de participar en la justa electoral, lo cual provoca la desatención temprana del cargo encomendado, tanto aquél de elección como designación, ya que una gran cantidad de veces los participantes son servidores públicos.

“Y es que, al permitirse las precampañas desde el 15 de noviembre del año anterior al de la elección, implica que antes de ese momento se tenga la calidad ya de precandidato, lo que significa la tramitación y gestión previa para asegurar esa calidad, circunstancia que se traduce en tiempo en que se desatiende por parte del funcionario, su tarea pública por la que se le paga”.

Agrega que si se aplazara la fecha para el comienzo de las precampañas, se despresuriza la ansiedad típica de los participantes para ocuparse del proceso electoral y por tanto, dedicarse exclusivamente a su función.